0907 Voluntad amordazada.... Libertad volitiva....

11 de mayo de 1939: Libro 18

El universo entero tiene que obedecer Mi voluntad, y por eso dirijo cada estrella y cada grano de arena de acuerdo con la ley, que existe desde la eternidad y ha surgido de Mi voluntad y se ha convertido en acción a través de Mi omnipotencia y sabiduría.... Esto es un hecho irrefutable, que ningún otro ser puede sacudir, porque todo ser está sujeto también a esta ley, porque también es un algo creado por Mí, siempre y constantemente dirigido, que ha surgido de Mi voluntad de amar y por consiguiente vivificado por Mí y Mi fuerza....

Entonces no existe ningún ser y nada en el universo que no lleve Mi voluntad en sí mismo y por lo tanto tenga que ser cumplido. Solo en un estado de cierta madurez retiro Mi voluntad del ser en la medida en que le dejo a sí mismo el libre albedrío para pensar y actuar.... que probablemente Yo determino su camino de vida y que formo y agrego toda vida y experiencia alrededor del ser de tal manera que favorece su desarrollo superior, pero que le doy mano libre de como forma su vida interior y, por lo tanto, de ninguna manera tengo un efecto determinante en el ser.... Y esto es de la mayor necesidad, pero también debo explicaros por qué en la tierra podría surgir la gran necesidad en la relación espiritual y como no puedo influir obligatoriamente en la voluntad del hombre, para que la ley de la eternidad no sea revocada.

Solo el libre albedrío puede lograr la redención final del ser, de lo contrario el Espíritu de Dios se amordazaría en sí mismo y, por lo tanto, se enfurecería contra sí mismo. Para comprender eso tenéis que estar en el estado de luz, porque esto es tan grandioso y no puede hacerse completamente comprensible para vosotros, los humanos en la tierra. Solo una cosa debe quedar clara para vosotros, que la lucha del hombre en la tierra es tan difícil y tan significativo precisamente porque tengo que respetar la libertad de voluntad y, por lo tanto, solo puedo intervenir en todos los demás sucesos para hacer que esta voluntad vuestra sea tan obediente que entra en Mi voluntad por sí misma.... Pero entonces el camino terrenal es también una bendición para esta persona....

Pero la humanidad reconoce cada vez menos Mi voluntad y por eso no puede quedarse sin ayuda, y si dejo que la ayuda les llegue desde arriba, la rechazan y dejan que su voluntad vuelva a reinar sin someterla a la Mía. Y la lucha por mis hijos se vuelve cada vez más difícil porque les falta el amor.... Porque donde hay amor, también habrá un reconocimiento, porque allí puedo obrar inmediatamente.... Su voluntad es obediente y completamente subordinada a Mí y, por lo tanto, no se pondrá ningún obstáculo en el camino de esta parte, porque quien me busca, Me encontrará, y quien es activo en el amor también es captado por Mi amor y misericordia.... El hombre se siente infinitamente pequeño en comparación con Mi omnipotencia, camina con humildad suplicando por el camino correcto que conduce al Padre del universo, y su propia voluntad le ha traído la redención a través del amor....

Amén

Traducido por: Hans-Dieter Heise

Este comunicación no se menciona en ninguna folleto temático.

Descargas

Descargar cotizaciones para libro _book
 ePub  
 Kindle  
  Más descargas

Este Comunicación

 descargar como MP3  
Vista de impresión
 Manuscritos