5201 El don de hablar....

2 de septiembre de 1951: Libro 58

El don de hablar se os dará en el momento cuando queréis anunciar Mi palabra para salvar a los semejantes de la muerte espiritual. Podéis hablar con palabras que no son vuestras, podéis hablar con convicción sin pensar lo que estáis diciendo, porque Mi espíritu hablará a través de vosotros en el momento de sentir el amor de trabajar en Mi nombre para traer la salvación a los semejantes. Y lo que estáis diciendo será lleno de sabiduría cuando hablais de Mi y Mi reino a cada uno que sea de buena voluntad....

Vais a hablar de Mi amor, sabiduría y omnipotencia y dejar fluir consuelo y esperanza en el corazón de cualquier pecador, vais a hablar en Mi nombre a anunciar lo que será el futuro para avisar y advertir a los hombres, pero no amenazarlos ni hables de Mi furia.... Mientras habláis en Mi nombre, vuestras palabras deben dar testimonio de Mi amor, porque deben despertar amor a Mi, vuestro Creador y padre desde la eternidad, Él que llama a sus hijos en gracia y misericordia. Podéis hablar con fuerza vencedora y cada uno que sea de buena voluntad tiene y puede reconocer quién está hablando a traveś de vosotros para someterse a Mi.... Porque no sois vosotros que están hablando, solo os dáis para que pueda hablar a través de vosotros. Mi espíritu trabaja dentro de vosotros, en los que quieren trabajar para Mi para salvar a los semejantes. Y os bendigo y os daré palabras de gran fuerza....

¿Pero quién tiene la capacidad para que pueda hablar a través de él?.... Solamente donde el amor forma el corazón para que sirva de cuenco para el espíritu divino, solamente allí pueda trabajar y poner a prueba Mi fuerza y gloria. Y así podréis reconocer a Mis servidores auténticos, para que puedan hablar inmediatamente sin preparación y que solamente una cosa hace falta: la voluntad del hombre a ayudar y la predisposición del semejante a dejarse ayudar, es decir la voluntad de “dar y recibir” a que Yo mismo pueda repartir para él que anhele a Mi palabra.... A que Yo pueda hablar a través de la boca de un humano, porque el amor les empuja para hacerlo, de ayudar a los hombres en su penuria espiritual. Y esa palabra Mía que sale de la boca de Mis servidores tendrá mucha fuerza, tocará el corazón del audiente en sus profundidades, caerá en campo fértil, porque son palabras desde lo alto que han tocado a su corazón y cuya fuerza no podrá resistir nunca jamás mientras esté de buena voluntad. Pero si se encuentra a resistencia, allí Mis palabras divinas desvanecerán y no dejarán impresión ninguna, porque nadie será forzado contra su voluntad de aceptar a Mi palabra.

Bendito sean los que estén tareando en Mi nombre, que quieren enseñar y ayudar, porque el amor les empuja; benditos los que me prestan a cada momento a su corazón y boca para que Yo pueda hablar.... Benditos son los que se forman ellos mismos por el amor a un cuenco de Mi espíritu.... Solamente ellos son capaces de repartir a Mi evangelio, ellos son los premonitores auténticos de Mi palabra que está bendita con Mi fuerza.... son Mis servidores auténticos, a través de ellos Yo puedo hablar a los hombres continuamente, pero en la época final donde solamente Mi palabra desde lo alto puede tener éxito, los que quieren escuchar a Mi voz a través de la boca de Mis servidores auténticos.... Quiero ponerles las palabras adecuadas en la boca y deben dar testimonio de Mí para salvar a las almas que estén de buena voluntad....

Amén

Traducido por: Bea Gato

Este comunicación se menciona en el siguiente folleto temático:
Folleto temático Título Descargas
188 ¡Preparaos! ePub   PDF   Kindle  

Descargas

Descargar cotizaciones para libro _book
 ePub  
 Kindle  
  Más descargas

Este Comunicación
Escuchar
descargar como MP3
Vista de impresión
 Manuscritos