0555 Destino.... Libre albedrio....

26. Aug. 1938: Libro 12

Aquellos de los hombres que se resisten de escuchar la Palabra de Dios permanecerán en una larga profundidad del espíritu, porque cuando prediqué tales cosas a los hombres en la tierra, recibieron la luz del cielo. Pero ahora el tiempo se ha empeorado bastante.... casi no hay persona en la tierra a quien no se le ofrezca la verdadera enseñanza, y a pesar de todo, la mayoría de ellos cierran sus corazones y oídos a esta enseñanza y solo saben hablar sobre el disfrute desinhibido de la vida. Y es por eso que Mi enseñanza queda tan alejada de ellos y tan incomprensible, porque el menor indicio de una restricción en su disfrute de la vida los hace reacios y por lo tanto quisieran rechazar y negar todo.

Pero ahora el poder divino también tiene sus medios porque siempre solo persigue el mismo propósito y por lo tanto no quiere dejar a ningún niño terrenal a su destino elegido. Esto es lo que la gente ahora llama medidas coercitivas, que contrarrestan por completo a sus anhelos deseados, y por lo tanto no reconocen sin reservas el libre albedrio.... Pero ellos tienen que considerar hasta qué punto hay que atribuirse todo lo que ahora sienten como una compulsión, y con qué facilidad pueden escapar de esto con solo una buena voluntad razonable.

Podrían permanecer siempre en la misma relación de un hijo con el padre, que solo quisiera brindarles todas las comodidades y cuya dureza nunca sentirían, siempre y cuando quisieran unirse íntimamente al padre y el amor íntimo une a ambos. Así también gobierna el Padre celestial y mantiene a Sus hijos que Le aman y que detestan toda injustica lejos de todo mal, opresivo y tormentoso, y solo usa esos medios cuando esta relación ha sufrido un impacto y el hijo terrenal ahora contraviene las ordenanzas del Padre, pero Quien lo ama y quiere darle todo lo que deleita el corazón del niño.

Todo niño tiene derecho a las bendiciones de la fe y el amor.... si no las acepta, u si incluso actúa obviamente en su contra y las ignora, entonces, como contramedida, todo lo que se siente como compulsión debe caer sobre el hombre de la tierra.... Entonces el ser humano cree haber sido colocado completamente sin libertad en la creación.... y tiene todo atribuirse a sí mismo y a su corazón endurecido. Y son precisamente estas personas las que tienen más probabilidades de verse tentadas a liberarse de la responsabilidad, siempre con la buena excusa de que se ven obligados a hacer todo, pero que son solo los efectos de sus malas acciones anteriores.

A cada persona se le da la oportunidad de elegir también libremente otro camino que el que ha tomado o está tomando.... ¿quién le impide hacerlo?.... Pero él ha tomado precisamente este camino porque le parecía bien, por lo que el efecto de sus acciones siempre será como era el deseo y la voluntad del hombre.... Si entonces se dio cuenta que el éxito es diferente de lo que quería, ahora le gustaría culpar a su supuesto fracaso a otro poder, para no reconocerse a sí mismo como el autor de esto. Quien trata de buscar el punto de partida de todo lo que le pasa en sí mismo, muy pronto obtendrá una opinión diferente sobre el “destino”.

Es cierto que los caminos que tiene que recorrer están trazados para el hombre, pero él mismo está libre en sus acciones, de modo que cada uno en cada situación de la vida puede obtener la alimentación adecuada para sí mismo, es decir, para su alma, la que asegura su ascenso espiritual. Y así ningún acontecimiento en la vida es de alguna manera un obstáculo para la formación del alma.... sino que el hombre mismo participará si cada acontecimiento es de influencia favorable o desfavorable para el alma.... Y así una persona nunca puede querer que el grado de madurez de su alma dependa de la situación de vida que se le asigne, que en sí misma no es en lo más mínimo decisiva para lo que una persona piensa.... siente.... y quiere en lo más íntimo de su corazón....

Solo el pensamiento, el sentimiento y la voluntad del hombre provocan la maduración del alma, pero todas las relaciones que le rodean solo son adecuadas para llevar el pensamiento, el sentimiento y la voluntad al más alto desarrollo, de modo que la persona pueda decidir libremente....

Pero no es que una persona se vea obligada a actuar de manera diferente a lo que dicta su voluntad. Esto ciertamente se puede usar en una actividad puramente terrenal, pero nunca se relaciona con la vida interior, que cada ser humano se puede formar a su propia discreción. Solo que él mismo debe soportar también las consecuencias si su pensamiento, sentimiento y voluntad violan el orden divino. Porque para esto Dios dio a los humanos el entendimiento, para que puedan reconocer.... y repetidamente indica al niño de la tierra donde corre el peligro de perderse....

Amén

Este comunicación no se menciona en ninguna folleto temático.


Descargas

Descargar cotizaciones para libro 12

 ePub
 Kindle
Más descargas

Este Comunicación

Escuchar
descargar como MP3

Vista de impresión
Manuscritos